Reflexiones

«El año nuevo» empieza en septiembre

Septiembre, nuestro noveno mes en el calendario gregoriano, pero su nombre deriva de haber sido el séptimo mes del calendario romano. Del latín september, setembris, derivado de septem. Siete.

Septiembre es el mes de los nuevos comienzos, se inicia un nuevo ciclo, empieza un nuevo curso escolar, todos vuelven oficialmente de vacaciones y vuelta a la rutina, es un inicio de temporada.

Nos han hecho creer que el año empieza en Enero, pero en realidad suceden más cambios en nuestra vida en el mes de septiembre. Energéticamente y según la numerología es la entrada del año y el principio de un ciclo.

¿Y por qué digo todo esto? ¡Porque es el momento perfecto para marcar tus propósitos!

Después de unas buenas vacaciones, tiempo para desconectar, viajar, descansar y sobretodo reflexionar y plantearse lo que queremos hacer en nuestra vida, llega Septiembre, momento de escribir nuestros objetivos y llevarlos a cabo.

Te invito a que escribas sobre todo aquello que quieras conseguir, escribe tus propósitos, tus sueños, los nuevos movimientos que quieres hacer en tu negocio, lo que quieres lograr en tu vida, que cambios quieres vivir y que quieres experimentar, recuerda que tú eres el arquitecto de tu propia vida.

No me vale que lo pienses, nada, no sirve, tienes que bajarlo de la mente al papel, siéntate y escribe, ¿no tienes tiempo? ¿y esos 10 minutos que estuvistes mirando las redes sociales? ¿ese tiempo que te pasaste viendo los post e historias que otras personas subieron? dime una cosa, ¿te importa más la vida de otros que la tuya propia? ambos sabemos la respuesta. Entonces, deja de ponerte tu mismo/a excusas y empieza a escribir sobre ti, sobre lo que quieres vivir y experimentar en tu vida.

Cuando lo que tienes en mente lo escribes, pasa de estar en la mente, en el aire a pasar a la tierra, coge peso y fuerza. No te enfoques si se van a cumplir o no.

Escribe todo lo que te venga a la mente, imagina hasta lo imposible y escríbelo, vuélvete loco o loca, quiero que se te vaya la cabeza escribiendo, saca todo lo que tienes dentro, exprímete al máximo, y cuando creas que ya no tienes nada más que escribir, sigue, rebusca en tu interior, hasta que llegue el momento de no poder ponerle fin.

Dentro de tus objetivos y propósitos, puedes escribir deseos hacia otras personas, en realidad no hay reglas, no hay límites. Todo no se va a materializar, claro que no, sin embargo muchas de las cosas que tenias en el aire durante un tiempo, puede que empiecen a coger forma. ¿Piensas que no sirve de nada escribir tus objetivos? ¿Es perder el tiempo dices? No pierdes nada haciéndolo, incluso traes claridad a tu mente y pones en orden todos esos pensamientos que te suceden como avalancha día si día también, es como ordenar y limpiar una habitación llena de papeles.

Alomejor es el «clic» que te falta para impulsar la idea de negocio que te ronda de hace un tiempo y al escribirlo lo ves más claro, o los objetivos a los que quieres llegar en el negocio, aparecen las ideas que tienes que poner en práctica en el camino. En fin, una infinidad de posibilidades a tu alcance.

¿Se trata de impulsar un nuevo negocio? ¿Necesitas ideas para dar a conocer un servicio o producto? ¿No sabes como estructurar tus ideas y ponerlas en marcha en las redes sociales o no acabas de darle forma para hacerlo virtual?

En Heras Design te acompañamos para cumplir tus objetivos. «Empieza el año» marcándo tus propósitos, escribiendo el inicio de nuevas actividades, toma acción aquí y ahora.

P.d: ¿Si el destino depende de tus decisiones, que te gustaría vivir? Escribe tu historia.

Silvia Las Heras, «El blog de Heras»

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada. Required fields are marked *